Redes Sociales

Buscar

User Login

Las notas de la Parroquia

       

                               LAS  "NOTAS"  DE LA PARROQUIA

DOta a todo cristiano de la fortaleza que nace de la Palabra de Dios. Promueve grupos de reflexión en torno a la Biblia que posibilitan el conocimiento, la comprensión y la formación de laicos.

                                                                                                            

REnueva constantemente tres aspectos que son importantes para la celebración: luz para ver, sonido para escuchar y música digna para cantar y rezar.

 

MIra con ilusión al futuro. No se deja amedrentar por las dificultades. Valora el esfuerzo de aquellos seglares que colaboran en las distintas iniciativas pastorales.

 

FAvorece la comunión entre los distintos grupos que componen la vida parroquial. Incentiva también la comunión con la iglesia diocesana y universal. La parroquia no es una isla en medio del océano católico.

 

SOLicita de la sensibilidad de los cristianos la ayuda oportuna para salir al paso de las propias necesidades y, también, de la iglesia universal, de los más pobres y de las nuevas pobrezas que salen a nuestro paso.

 

LAmenta la situación compleja del mundo y, desde la caridad y el compromiso cristiano, trabaja por una realidad mejor. La justicia y su cercanía por los más desfavorecidos es signo de su sintonía con el evangelio.

 

 

SIlencia espacios internos para que Dios sea escuchado, adorado y se pueda crear un ambiente de paz, de serenidad y de piedad donde alimentar el encuentro personal y comunitario con el Señor.

 

 

 

 

SEÑOR, JESÚS, CIELO, FE,

CORAZÓN, AMOR, LUZ, VERDAD,

DIOS

 

 

SUBIRÉ A TU MONTE, SEÑOR

Y escucharé tu nombre: JESÚS

Y veré lo que Tú me enseñas: EL CIELO

Y comprobaré lo que Dios quiere: MI CORAZÓN

Y seguiré tus caminos: LOS CAMINOS DE LA FE

           Y pregonaré tu Reino: TU AMOR    

Y llevaré tu fama: TU RESURRECCIÓN

Y pediré perdón: POR MIS PECADOS

Y me asombraré de tu rostro: TU LUZ Y TU VERDAD

Y veré la gloria de Dios: EL CIELO ABIERTO

 

 

 

 

 

Subiré a tu monte, Señor

pero si no lo encuentro, Jesús,

te pido que me orientes para no perderme

seducido por los engaños de la vida.

Amén